Sexualidad

Los peligros del beso blanco gay

El beso blanco gay es una práctica sexual consiste en realizar una felación a tu compañero en el sexo y guardarte el semen en la boca en cuanto haya eyaculado, para luego poder pasárselo a la boca del que acaba de eyacular. O viceversa. En el sexo gay podríais hacer un 69 y hacer un doble beso blanco gay y compartir con un apasionado y húmedo beso los resultados de vuestras respecticas eyaculaciones, si son capaces de sincronizarce para llegar al clímax al mismo tiempo. También podrias pasar el semen a un tercero en un trío o en una orgía… los límites los pone tu imaginación.

Por supuesto, lo primero que tenemos que decir sobre esta práctica sexual es que la realices solamente si eres consciente de los riesgos que implica, ya que tragar semen o intercambiar semen en sus bocas entraña serios peligros de transmisión sexual. Haz el beso blanco con tu pareja (o compañeros sexuales en tríos u orgías) en el sexo gay sabiendo con certeza que no corres el riesgo de contraer ninguna enfermedad de transmisión sexual. Antes de eyacular, el contacto del pene y el líquido preseminal con las mucosas que se encuentran en el interior de tu boca ya es motivo de riesgo de contraer una ETS. Las prácticas sexuales de riesgo pueden hacer que contraigas el VIH y la sífilis, por ejemplo.

Por supuesto, también está el problema del sabor y la textura del semen, que varía según el individuo y hay muchas personas a las que no les gusta tener semen en la boca o les da asco. Allá cada cual con lo que quiere o no quiere hacer, pero no fuerces a nadie ni dejes que te fuercen a probar algo que no te apetece o que sabes que no te va a gustar.

Si te gusta practicar el sexo con desconocidos, obviamente no te recomendamos la práctica del beso blanco gay, práctica que solo puede realizarse en un entorno de total confianza. Resérvate siempre las prácticas sexuales más arriesgadas para las parejas estables y de confianza, y usa la cabeza de arriba en lugar de la de abajo cuando quieras innovar en tu vida sexual. Con estos consejos seguro que podrás disfrutar al máximo del sexo gay, con o sin besos negros y besos blancos.

Deja un comentario