Compartir

Pareja gay va a la cárcel por chantajear a un hombre casado en Grindr

La homofobia no siempre consiste en heterosexuales descerebrados agrediéndonos o insultándonos. A veces la homofobia se da entre los propios homosexuales y merece ser castigada también, como vemos en este sorprendente caso:

Daniel Edwards, de 29 años, y su pareja Kristofer Wagner, de 30, han entrado en la cárcel por chantajear a un hombre casado que estaba en el armario a través de la popular app de contactos gay. La víctima llegó a pagarles 1.500 libras por su silencio, ya que amenazaban con enviar mensajes y fotografías comprometedoras a su mujer si no pagaban. Ahora Daniel pasará 2 años y 10 meses entre rejas, mientras que su novio estará un año y 8 meses, tras ser considerado este caso como un crimen de odio homófobo. ¡Cuidadito con lo que hacéis en Grindr, mala gente!

Deja un comentario